Las huellas del Antropoceno

Hace dos millones y medio de años, el Homo hábilis, sentado sobre un tronco caído en la garganta de Olduvai, Tanzania, no le quitaba la vista a algo que con sus torpes manos manejaba. Eran un par de guijarros que recogió del suelo africano y con ellos, sobre la base de prueba y error, logró [...]