Preguntas frecuentes acerca de los incendios forestales

6. ¿Por qué es difícil regular la deforestación de los bosques?

En primer lugar porque los bosques se encuentran en territorios de algunos países, los cuales se niegan a dejar de comercializarlos, porque la venta de troncos y tablas es un gran negocio y por ello no están dispuestos a abandonarla. Los gobiernos de estas naciones esgrimen la soberanía como argumento a la hora de contener algún intento para frenar la deforestación. Este es el primer obstáculo a vencer si queremos detener la destrucción de la selva y salvar el futuro de la vida en la Tierra.

La segunda dificultad radica en que el uso de la madera está muy extendido, al emplearse en la industria de la construcción, decoración de interiores, fabricación de muebles y el sector papelero. Estas necesidades se nutren a expensas de la deforestación de los bosques, que se agrava por los incendios controlados, utilizados por ser el método más económico para despejar el terreno de ramas, raíces y otros restos de los árboles talados. Estos supuestos incendios controlados muchas veces escapan de las manos, produciendo grave pérdidas forestales y de la fauna.

La madera es un producto natural que por su calidez, textura y belleza no tiene sustituto en algunos de los usos antes mencionados. Entre estos tenemos la fabricación de algunos tipos de muebles y el diseño de interiores de inmuebles. No es fácil convencer a arquitectos, decoradores y consumidores para que sustituyan la madera por otros materiales como el hierro, bronce y otros metales, plásticos, piedras graníticas o el mármol.

En el caso de la industria de la construcción, específicamente en la fabricación de la estructura de las casas, en parte se utiliza madera de pino provenientes de bosques reciclables. Sin embargo, a pesar de ello, en las selvas y los bosques se están talando los árboles de modo hostil e incontrolable.

Por todo esto, la deforestación se perfila como el contribuyente del cambio climático más difícil de combatir, ya que no se vislumbra un plan de sustitución de la madera por otros materiales. Tampoco se conoce una acción efectiva para reducir y controlar la tala y el tráfico ilegal de madera, ni un cronograma para disminuir la comercialización forestal, como sí los hay para la sustitución de energías fósiles por energías limpias.

En muchos países ya están adelantados los programas para retirar de circulación los vehículos de combustión interna. Casi todos los fabricantes están produciendo coches enchufables, que van en dirección del Acuerdo de París. Igualmente se ha avanzado en la producción de paneles solares fotovoltaicos, molinos eólicos y baterías de litio para autos eléctricos.

En cambio, no existe acuerdo o programa similar para frenar la destrucción de los bosques. Por ello pensamos que la deforestación es el problema número uno que debe ser abordado.

Artículo recomendado: Todo el mundo ama la madera

Otras secciones de los incendios forestales

Artículos

El ABC de los incendios forestales: Australia, Brasil y California

Cada año los incendios de vegetación ocupan mayor centimetraje en los medios de comunicación. Y no es para menos. Junto con las emisiones de gases de efecto invernadero y la extinción de especies, los incendios forestales se han convertido desde décadas en una de las grandes amenazas al sistema climático de la Tierra y por ende a la vida que se desarrolla en ella. Leer más...

Día Internacional de los Bosques: ¿Quién es el dueño de la selva del Amazonas?

Unos meses después de que publicamos este artículo, en marzo de 2019, sucedieron los incendios de la selva lluviosa del Amazonas. Una tragedia cuyas consecuencias aún no han sido cuantificadas. Las circunstancias que motivaron nuestra escritura hace un año están hoy más vigentes que entonces. Leer más...

Infografías

Galería de imágenes

Galería de videos

Ir a los Grandes Temas